Bienvenido

El blog no está muerto pero como podéis comprobar no puedo dedicarle el tiempo que necesita. Si alguien quiere una breve explicación del parón la encontrará aquí. Iré publicando películas y contestando a los comentarios poco a poco. Gracias por vuestra paciencia, atención e interés.

Actualmente hay 269 películas comentadas

En los siguientes links puedes encontrar todas las películas comentadas, bien ordenadas alfabéticamente o bien clasificadas por períodos históricos.

Los links a otros sitios van en negrita, mientras que los links a videos van en verde. Al final del comentario aparece una lista de videos relacionados.

Si te interesan otros aspectos de las películas de guerra puedes visitar Cine de Guerra.

Y si quieres colaborar con el mantenimiento del sitio se agradecería mucho que clikearas en alguno de los anuncios.


domingo, noviembre 06, 2011

Sonrisas y lágrimas (The Sound of Music)


Probablemente más de un lector habrá puesto los ojos como platos, pero "Sonrisas y lágrimas" merece un hueco en este blog, ya que es una de las pocas películas que trata del Anschluss (otra que trata ese tema es "El Gran Dictador"). La película, estrenada en 1965, está basada en un musical de Broadway del año 1959, que a su vez está inspirado en la película alemana "La familia Trapp" (Die Trapp-Familie, 1956) que relata las memorias de Maria Augusta von Trapp publicadas bajo el título "La historia de la familia Trapp"

Esta película despierta en mí sentimientos contradictorios. Por un lado reconozco su calidad como musical, no en vano fue la película que salvo de la quiebra a la 20th Century Fox tras el fiasco de "Cleopatra". Hoy en día está considerada como la tercera película más taquillera de la historia del cine, por detrás de "Lo que el viento se llevó" y "La Guerra de las Galaxias". Además es un trabajo de Robert Wise, director por el que siento una sincera admiración por su increíble versatilidad, ya que toco prácticamente todos los géneros. Pero también reconozco que soy de los que sufren un pequeño ataque psicótico al escuchar la canción "Do-re-mi", porque no sólo me la hicieron aprender de pequeñito para el festival de Navidad, sino que se la han hecho aprender a todo sobrino, hijo de amigo, retoño, etc. Así que he desarrollado una cierta aversión por saturación.

La película es bastante fiel a la primera parte de la historia de los Trapp. Maria Augusta Kutschera, el personaje interpretado por Julie Andrews, era una huérfana que se educó en un convento de Salzburgo y que fue contratada como profesora de música para uno de los siete hijos del comandante de submarinos Georg Ludwig von Trapp. Éste se había distinguido durante la Primera Guerra Mundial llegando al grado de Capitán de Corbeta. Su fortuna venía principalmente de su primera mujer, la inglesa Agathe Withehead, nieta de Robert Whitehead, inventor de un tipo de torpedo. Al cabo del tiempo Georg y Maria se enamoraron y se casaron en 1927. Juntos tuvieron tres hijos más. En 1935 von Trapp perdió su fortuna y tuvieron que despedir a la servidumbre y alquilar las habitaciones de su mansión. Los domingos los niños cantaban en la iglesia. El caso es que comenzaron a hacerse populares y a realizar actuaciones y giras.

Donde ya no es tan fiel la película es en la historia de su escapada de Austria. Georg tenía 58 años en 1938 y no fue requerido para servir en la Kriegsmarine, aunque sí es cierto de que no tenía ninguna simpatía por los nazis. En la película aprovechan el festival de música de Salzburgo para poder fugarse atravesando los Alpes. En realidad la cosa no fue tan peligrosa ni dramática. Por un lado porque Salzburgo está bastante lejos de la frontera con Suiza. Por otro porque tras la anexión de Austria los Trapp realizaron una gira por Italia, circunstancia que aprovecharon para comprar unos pasajes para los Estados Unidos. El gobierno nazi confiscó sus bienes en Austria, pero afortunadamente su fama les facilitó su asentamiento en los Estados Unidos. Georg nunca solicitó la nacionalidad estadounidense, pero sí lo hicieron sus hijos y María. De hecho, los hijos varones la obtuvieron al alistarse en el Ejército Norteamericano. Al terminar la guerra, los Trapp crearon un fondo benéfico para ayudar a la reconstrucción de Austria.

Entre los aspectos curiosos de "Sonrisas y lágrimas" cabe contar que Wise rechazó dirigirla inicialmente porque consideraba que la historia era demasiado empalagosa. El proyecto fue ofrecido a otros directores hasta que al final fue aceptado por William Wyler. Su intención era rodarla en la propia Austria. Wyler fue el que convenció a Julie Andrews para que aceptara el papel de María. Sin embargo, durante la pre-producción Wyler leyó el guión de "El coleccionista" y decidió que esa era la película que quería dirigir. Consiguió llegar a un acuerdo con Zanuck, el productor, ya que éste a su vez podía contar con Robert Wise, que estaba libre debido a problemas con la producción de "El Yang-Tse en llamas. El círculo se había cerrado.

La típica película familiar para disfrutar con los pequeños, (abstenerse diabéticos)


Vídeos relacionados:



9 comentarios:

Von Kleist dijo...

Buenas Reisman

Podria recurrir al chascarillo fácil que hizo Christopher Plummer (quien curiosamente, siempre renegó de su papel en el film, pese al éxito comercial de este), y hablar de "The sound of Mucus". Pero realmente creo que es una de esas películas que, pese a sus buenas dosis de almibar, siempre tendrá un pequeño hueco en el corazón de los cinéfilos.

Como tu dices, como músical, la película ciertamente funciona bien. Sus canciones son pegadizas y realmente comectaron con el público. Pero es que además la historia es de esas que, pese a su sencillez (o quizás, debido a ella) logra enganchar al espectador. Y personalmente me encantó el papel de Julie Andrews como inocente institutriz que logra empatizar totalmente con los niños. Y eso que no soy especialmente dado a elogiar las películas con elevadas dosis de sensibleria (¿verdad, amigo Spielberg?), pero creo que realmente esta película tiene su magia. Para mi, no es una obra maestra, pero sí una de esas películas que pueden verse más de una vez y volverse a disfrutar.

Saludos

Wittmann dijo...

Buenas Reisman.

Muy buen comentario a este film. Mi respuesta iba a ir en la misma línea que el comentario del de von Kleist pero con la nota añadida de que no he visto completa la película todavía. Es una de esas cosas que me resta por hacer en esta vida. Lo cierto es que el renombre alcanzado por esta película lo dice prácticamente todo. El cine de aquella época, desde luego, tiene otro sabor que incentiva su visionado.

Un saludo.

sikander dijo...

Buen comentario. Al ver el titulo, he de reconocer que me ha sorprendido. Pero luego pensando, es cierto que merece estar. A parte de musical, es una pelicula que desarrolla un tema historico que casi no ha aparecido en el cine, la anexion de Austria. De primeras he de reconocer que el cine musical, es el genero que menos me gusta. Eso no quita que haya algunas peliculas que me parecen muy buenas, como es esta, u Obras Maestras, como Cantando bajo la lluvia. Las canciones estan muy logradas, y el reparto es muy bueno y adecuado para cada personaje. Un aparte hago para Christopher Plummer, que creo que es un grandisimo actor, subvalorado. Un saludo

octopusmagnificens dijo...

Esta es una de las primeras películas que vi en el cine, en los 70, en una reposición, y por una razón u otra no la he vuelto a ver, de modo que sólo recuerdo escasos y fugaces fragmentos. ¡Quizá es que no me gustó demasiado!

Major Reisman dijo...

Buenas

Gracias por los comentarios

Muy bueno el apunte Kleist. Creo que Plummer no debería quejarse porque si no fuera por esa película es probable que no fuera tan conocido. Su anterior papel en una superproducción fue la fallida "La caída del Imperio Romano". Y como bien apuntas, está muy bien hecha teniendo en cuenta los mimbres de los que partían.

Pues ya nos dirás cuando la veas Wittman. En realidad merece la pena al menos verla entera.

Sikander, ciertamente Plummer es bastante bueno ya que consiguió que el personaje del capitán, bastante anodino en principio, tuviera un cierto carisma.

Bueno octopus, te recomiendo que le des otra oportunidad, aunque también es verdad que empalaga un poco

Saludos

Apañó dijo...

Pues yo intenté volver a verla hace poco con mis bambinos pero estos se negaron a ello tras poco más de un cuarto de hora de película.
No sé yo si la película, después de tanto Harry Potter y Crónicas de Narnia convencería a la chiquillería de ahora...

Saludos.

Auxi Gifmania dijo...

Me encanta sonrisas y lagrimas.. Me recuerda a mi infancia. Hay peliculas que siempre te gustan por tu infancia
Saludos

Elphberg dijo...

Hay un error que me extraña que un observador tan agudo como usted no haya detectado: cuando Julie Andrews lleva a los chicos vestidos con cortinas y los pone a cantar...hay escenas en que aparecen cantando con ropa típica de la región y escenas en que cantan vestidos con cortinas al mismo tiempo.

Lo raro es que luego Plummer se encuentra con sus propios hijos subiendo a los árboles y no los reconoce, encmia luego le pega una bronca a Julie por llevarlos por todo el pueblo vestidos con cortinas y no con uniformes. O sea que es error por partida doble.

Pd. he publicado otro comentario en Sierra de Teruel espero que su página pueda detectarla: muchos blogs tienen problemas con comentarios que el dueño de la página no descubre siempre una vez hecha por los visitantes. Espero que en este caso no ocurra con frecuencia.

Rosa T Durán dijo...

Buenas!
Me a encantado tu entrada, todo y siendo fanática de esta película y considerarme una friki, desconocía muchos datos que tu mismo me has explicado.