Bienvenido

El blog no está muerto pero como podéis comprobar no puedo dedicarle el tiempo que necesita. Si alguien quiere una breve explicación del parón la encontrará aquí. Iré publicando películas y contestando a los comentarios poco a poco. Gracias por vuestra paciencia, atención e interés.

Actualmente hay 269 películas comentadas

En los siguientes links puedes encontrar todas las películas comentadas, bien ordenadas alfabéticamente o bien clasificadas por períodos históricos.

Los links a otros sitios van en negrita, mientras que los links a videos van en verde. Al final del comentario aparece una lista de videos relacionados.

Si te interesan otros aspectos de las películas de guerra puedes visitar Cine de Guerra.

Y si quieres colaborar con el mantenimiento del sitio se agradecería mucho que clikearas en alguno de los anuncios.


viernes, junio 13, 2008

Sin novedad en el Alcázar (L'Assedio dell'Alcazar)





Quizás haya sorprendido a más de uno, pero la película que narra el asedio del Alcázar, - el evento propagandístico más importante del bando rebelde o nacional -, no es española, es italiana.

Si uno mira la lista de películas producidas por ambos bandos durante la Guerra Civil Española notará que la mayor parte de la producción cinematográfica fue llevada a cabo por el bando gubernamental. El bando vencedor tuvo que esperar a la finalización del conflicto para producir el grueso de las películas que mostrasen su versión de los hechos. "Sin novedad en el Alcázar" fue una de las primeras. Al no poder realizarse en la devastada España, los italianos vieron la oportunidad de reflejar uno de los hechos más famosos de la GCE y así usarlo también como arma propagandística de la ideología fascista (El propio Hitler dijo "¡Haremos de Stalingrado el Alcazar alemán!"). Por ello esta película es una coproducción italo-española, dirigida por un italiano, con guionistas italianos, con actores italianos, producida principalmente por ellos y realizada en los estudios de Cinecittá. La participación española se redujo a un puñado de actores españoles: María Denis, Rafael Calvo y Carlos Muñoz ; a dos consejeros militares y al rodaje de los exteriores del Alcázar y de la ciudad de Toledo.

La película de 2 horas de duración fue presentada en el Festival de Venecia de 1940 y gano la Copa Mussolini al mejor film italiano. Y parece que lo merecía porque la crítica la ensalzó. Un jovencísimo (y simpatizante fascista) Michelangelo Antonioni escribió: "es un film rugoso, un film de guerra que tiene sus raíces escrupulosamente hundidas en la historia y en la historia reciente". En octubre de 1940 fue estrenada en España con moderado éxito.

Tras la victoria aliada en la IIGM la película desapareció en los archivos. En Italia soplaban otros aires y evidentemente una película que llegó a ser denominada como el Acorazado Potemkin fascista no era precisamente algo que quisiera ver la gente. En España sucedió algo similar, a pesar de que gobernaban los vencedores. No era el mejor momento para enemistarse con los nuevos amos de Europa. Pasado el tiempo, la productora italiana reestrenó la película en 1960 con el nuevo título de "Alcázar" y eliminando 19 minutos del negativo. En España se reestrenó en 1966 conservando su anterior título pasando con más pena que gloria. Tan sólo fue vista por 260.000 espectadores (El gran éxito de ese año fue "La ciudad no es para mí" con más de 4 millones de espectadores). Las escenas eliminadas son varias, sobre todo desaparece cualquier referencia a la participación italiana en la GCE, pero destacaría la sustitución del prólogo por otro más "neutral", la parte en que se insulta y amenaza en Calvo Sotelo en el parlamento español, la arenga inicial del coronel Moscardó, los turistas que iban a ver el asedio y ¡todas las frases en las que se pronuncia el nombre de "Franco"!

En el aspecto cinematográfico es una típica película de propaganda, con canto del "Cara al sol" incluido (aunque dudo mucho que en el inicio de la GCE se cantase por la gente). Los diálogos son excesivamente grandilocuentes y patrioteros. Los buenos son muy buenos y los malos muy malos. Moscardó y sus oficiales mantienen la dignidad a pesar de las deplorables condiciones en las que se encuentran a causa del asedio. En comparación, los mandos gubernamentales o "rojos" aparecen como auténticos patanes a pesar de estar aseados a los que les encanta beber (siempre que salen hay botellas por medio). No digamos ya los milicianos, una autentica oda al mal gusto y la chabacanería que podrían hacer que el ejército de Pancho Villa pareciera uniformado de smoking. Sin embargo hay que reconocer que está bien hecha en cuanto a decorados y efectos especiales. Si tenemos en cuenta que es de 1940 las maquetas del Alcázar son bastante buenas. También se ve que los italianos aprendieron las lecciones de Einsestein y utilizaron a las masas, sobre todo a las mujeres y los niños, para expresar los diversos estados de ánimo que suceden durante el sitio. Eso se nota especialmente en la escena de la celebración de la misa en los sotanos. Incluso hay un fotograma con una madre dando el pecho. Pero además tiene el acierto de introducir elementos cómicos, como la pareja de cadetes, que aligeran un poco el dramatismo, al menos al inicio. La parte más floja es el romance metido con calzador al más puro estilo de Hollywood entre el estoico capitán Vela y Carmen, la típica niña rica y alocada que se redimirá gracias a su abnegación y sacrificio.

Como es de esperar, en el aspecto histórico sólo veremos la versión del bando ganador. Se omite por ejemplo el hecho de que Moscardó se llevase a unos 50 rehenes republicanos al interior del Alcázar y por supuesto no saldrá nada de la posterior represión llevada a cabo por los rebeldes tras la toma de Toledo. Evidentemente los sitiados son un compendio de buenas y cristianas virtudes mientras que los sitiadores encarnan a la traición y la degeneración. Además del famoso episodio del hijo de Moscardó, también se insinúa el destino de la mujer de uno de los guardias civiles sitiados. Pero si dejamos aparte ese maniqueísmo insolente común a todas las películas de propaganda, lo cierto es que "Sin novedad en El Alcázar" no está tan mal desde el punto de vista histórico. El armamento, nótense las ametralladoras Hotckiss, y los uniformes son auténticos así como muchas de las situaciones que se nos presentan. En la cinta veremos los momentos más importantes del asedio del Alcazar y porqué se convirtió en un mito de los nacionales. Entre esos momentos destacaría la famosa conversación entre Moscardó y su hijo, la entrevista con el comandante Rojo, y por supuesto la explosión de la mina.

Paradójicamente el mito lo originó y alimentó el propio gobierno republicano. Las historias de asedios tienen un componente bastante común. Generalmente se tiene simpatía por el asediado y ésta se incrementa según se alarga el asedio. Es lógico que los republicanos quisieran acabar cuanto antes con el sitio empleando todos los medios a su alcance, incluyendo la emisión de noticias falsas de la rendición por parte de Radio Madrid. La mayor pifia sin embargo fue el hecho de convocar a la prensa internacional para asistir a la voladura de la mina y el posterior asalto al Alcázar el día 18 de septiembre. Según Geoffrey Moss, parece ser que fue el propio Largo Caballero el que accionó el detonador de las minas. Su fracaso fue transmitido al mundo y elevó al cuadrado la simpatía hacia los sublevados. El 19 de septiembre la cámara de diputados de Brasil manifiesta su apoyo a los sitiados. No es de extrañar que el 21 de septiembre Franco tomase la decisión de desviar sus columnas hacia Toledo. La liberación de los asediados suponía una victoria propagandística de primer orden, mientras que el avance hacia Madrid no significaba necesariamente una victoria decisiva. Dos días después del fin del asedio, Franco es nombrado generalísimo.


Si ya dice el dicho que más vale pájaro en mano...


Videos relacionados

17 comentarios:

alanbrooke dijo...

Pues si dejamos de lado el tufo apestoso de propaganda Fascista, el filme no esta mal. Buena técnica cinematográfica para ponernos del lado de los asediados, (La escena del ataque a la bandera roja es digna de Clint Eastwood y hasta profética si recordamos que Iwo Jima no se había librado todavía)

Me reí de lo lindo al oír el tono aguardientoso del últimatum a Moscardó. Y al ver la cara del chico diciendo "Así lo haré" como quién va a la primera comunión. No estaría mal ponerla como filme cómico y pedagógico a la vez de la manera en que se lavaban los cerebros en los días en que se usaban todavía técnicas ingenuas, de dientes tiernos, vamos.

Pero tiene mérito como aprovecha el uso de las masas (el herido con una pierna solemne recibiendo a Franco, el soldado cargando al niño, los hombres abrazando a las mujeres con música de fondo. La muchedumbre de extras es un
elemento avanzado del cine de propaganda: muchas personas fieles a una causa, sufriendo y peleando juntas dan la impresión de "todo un pueblo" defendiendo su libertad. "Somos la mayoría, somos el pueblo" es el mensaje tácito de esa técnica Einsestein...y de veras conmueve psicólogicamente.

Felizmente, el parcialismo descarado lo neutraliza. Esa era la lección que el cine de propaganda no había aprendido todavía: no por acumular escenas parcialistas se impresiona más:generalmente es al revés.

Y las maquetas del Alcazár están bien logradas. Pero una cosa me intriga: ¿Por qué poner a dos señoritas finas preocupándose por el daño que le hará al perrito la explosión? esa técnica era típica de un filme de izquierda, como retrato de "La crueldad burgesa" ¡Pero en uno de derechas!!!
??????

Hispa dijo...

De acuerdo con lo dicho por alanbrooke, pero además lo que más me ha impresionado han sido los comentarios al video. Caspa total.

Anónimo dijo...

Y sin embargo la escena está MAL rodada. Moscardó DEBERIA haberse hundido físicamente al oír la voz de su hijo...un momento de silencio...mira a sus "fieles oficiales" con ojos en los que se retrata la duda...la cámara lo encuadra...los espectadores sienten su dolor...luego la toma sobre sus "Fieles oficiales" otra vez...uno de ellos dice silenciosamente, lentamente, que sí con la cabeza...

(En segundo plano, por supuesto, en primer plano, los demàs, con cara típica de "Haremos lo que usted nos ordene")

Y entonces Moscardó se pasa la lengua por los labios...respira hondo...y, saca el pecho antes de decir...

"Hijo, ¿Recuerdas cuando eras pequeño y te leía los episodios nacionales de Benito Pérez Galdós, esos que te gustaban tanto, en donde se retrataba la muerte de Churruca?"

Primer plano de el hijo: primero cierra los ojos al oír eso...él también respira hondo... y dice con voz firme:

"Sí, padre; Churruca era mi héroe favorito de Galdós"

(Encuadre de la cara del borrachón republicano mirando con duda y recelo mientras chupa su cigarrón; no necesita recitar el parlamento de "¿Pero que diablos pasa aquí?" para que el espectador en su butaca comprenda que es eso lo que piensa)

Y el chico que se pone a recitar:

"...Pero no quiso Dios que Churruca saliera con vida de la terrible porfía; tras desarbolar a una fragata que cañoneaba impunemente el Nepomuceno, ví como una bala le arrancaba del modo más doloroso posible una pierna; y con mis propios brazos lo sostuve mientras sentí su aliento mientras decía (pausa) "Esto no es nada; siga el fuego..."

Moscardó sonríe estoicamente y dice:

"Esto no es nada hijo: que siga el fuego"

(cuelga el télefono)

Fin de la toma.


¡¡Así es cómo se filma una película de propaganda, muchachos!!

Nota: lo dicho NO va con intención de hacer una burla ni a la valentía de Moscardó ni a los méritos de Galdós: simplemente, a exponer cómo conmover de veras al público con las figuras patrióticas del folklore nacional. (Un recurso que es de rigor usar en estas películas) y cómo usar el suspense; es mas conmovedor un momento de duda, es decir que impresiona más; y HAY que humanizar al protagonista en un momento así. Ese mal "Encomienda tu alma a Dios y grita viva España" suena demasiado a "Este hippie de hijo bueno para nada mío..." como para conmover al público...Pero en fín; tal vez era la moda entonces...

billy el sanguinario dijo...

Desde luego es la película fetiche de ¨Martinez el facha¨. De todas formas si la memoria no me falla creo que la voladura fue más espectacular todavía (como si volase el Alcázar por los cuatro costados a la vez), un auténtico icono de la destrucción similar a la voladura del diario ¨Madrid¨.

Major Reisman dijo...

Buenas

Gracias a todos por los comentarios.

Alanbrooke, aunque Franco es nombrado numerosas veces en la película, el general que sale al final es Valera. Franco estuvo posteriormente.

Sobre las escenas de masas. En la escena de la voladura del Alcazar van muchos turistas a verla (eso es histórico). En la película vemos que muchos de ellos parecen los típicos ricos pijiprogres, mientras que los civiles que están en el Alcazar son mucho más humildes. Incluso la protagonista sufre esa transformación. Pasa de niña rica a esforzada y casta enfermera.

Lo de mostrar amor por un animal es hacer mucho más humanos a los "buenos" y deshumanizar a los "malos". Si no recuerdo mal eso también se ve en algunas secuencias de Einsenstein y de Griffith.

Hispa, bienvenido. Los videos son de Youtube y ya se que rezuman caspa. Pero prefiero linkearlos a tener que subirlos yo y repetir así contenidos.

Anónimo, realmente lo que apuntas habría sido un tanto, pero creo que les quedó bien salvo por la cara de "primera comunión" del hijo. Sobre la famosa conversación hay mucha polémica. En el diario del coronel Moscardó en la entrada del 23 de julio tan sólo se hace referencia a la conversación y a las condiciones. No se recoge las frases textuales de la conversación excepto la parte final. "le dijo que podí ahorrarse los 10 minutos de plaz...". Una cosa curiosa, en el diario, Moscardó se refiere a si mismo en tercera persona.

Billy, efectivamente la voladura real es más espectacular. Es el último video estilo NODO que aparece en la lista. Creo que los italianos no utilizaron las imágenes reales de archivo porque casi todas pertenecían a paises a los cuales el fascismo no les hacía mucha gracia.

Un saludo

Bazán dijo...

La mayor parte de los civiles del Alcázar lo componían las familias de los guardias civiles que defendieron la Academia. Cuando fueron concentrados por Moscardó en Toledo (que era gobernador militar de la provincia y por tanto tenía mando sobre la Guardia Civil), algunos se olieron algo y se llevaron a la familia. Teniendo en cuenta el nivel de vida en una provincia como la de Toledo, sí me creo que fuera gente en general de modesto pasar.

La escena de la mujer amamantando al niño me da que es históricamente correcta. Nacieron dos bebés durante el asedio.

Lo que no hubo en el Alcázar fueron cadetes. Estaban de vacaciones de verano. El detalle de añadir cadetes al reparto no es histórico.

La voladura real derrumbó una de las torres del Alcázar, por eso fue tremendamente espectacular en su momento.

zeitzler dijo...

Bueno anónimo: SI era la moda entonces. El desempleo fue un factor tremendo en la preguerra, y el odio a los que tenían puesto por nepotismo era grande:para los contemporáneos, el padre que sacrificaba a su hijo era "Políticamente correcto".

(Hay un ensayo de JK Galbraith donde se concluye que el desempleo agudo es ENEMIGO de la meritocracia, porque es más difícil conseguir trabajo sin influencias cuando TODOS tiene un sobrino,o hijo a quién sacar adelante. Lo presentaba como un caso de resistencia organizacional de la empresa norteamericana, pero valía más para la dura España de la preguerra)

Fue con la mejora económica de los 60 en adelante, y con filmes como Rebelde Sin Causa, Hair y otros, que el padre-duro-
con-su-hijo pasó a ser el "Villano". Tanto, que si hoy filmáramos un película en que Bin Laden llama a papá Bush para decirle que le matará al hijo en 10 minutos, si éste le responde lo de ahorrarse el plazo, el público pensaría "Que animal...dejar a su hijo en manos de Bin Laden" aunque se trate del ser humano más odiado por los pijiprogres de hoy: Bush junior. ¡ja ja JA JA!
(Es broma)

Bueno, y ahora en serio: lo de la cantidad de escenas parcializadas sí le quita poder de convicción a la película en vez de aumentarlo, pero hay dos tipos de película de propaganda: las que se filman para llenarse el bolsillo con un prejuicio o convencionalismo ya aceptado, que tienen que ganar dinero con la taquilla, (y generalmente están mejor hechas, porque TIENEN que estarlo si quieren gustar al público) y las que están PAGADAS por un partido u organización, que no dependen de la taquilla. Estas, están hechas para complaces a los jefazos, y por eso suelen ensañarse más de lo debido para ser convincentes; para darle a los PAGADORES la impresión de recibir algo por su dinero. Este error era pasado por alto por los publicistas de entonces y aún ahora: generalmente mientras menos supervisadas estén por sus “productores” y menos presión estos ejerzan sobre la dirección mejor son.

Major Reisman dijo...

Buenas

Gracias a ambos por los comentarios.

Bienvenido Bazán. Efectivamente, las familias de los guardias civiles son, y siguen siendo, más bien de nivel modesto. Y como bien apuntas hubo dos nacimientos durante el asedio. Lo que llama la atención es la escena de amamantar los bebes porque son rarísimas en el cine y evidentemente siempre se utilizan para aumentar la carga emocional. Sobre los cadetes. Casi todos se fueron de vacaciones pero quedaron 9 (8 infantería y 1 de artillería). Al menos eso es lo que pone la wikipedia.

Zeitzler, en parte coincido contigo. Sin emabrgo creo que la diferencia entre una buena película de propaganda y una mala es que esté bien hecha sin importar quien la pague. Me explico. "El acorazado Potemkin" o "Alexander Nevsky" estaban pagadas por el PCUS y son buenas. "El triunfo de la voluntad" y "Olimpiada" están pagadas por los nazis y son buenas. Tanto Sergei como Leni buscaban convencer al espectador
porque creo que en ambos casos lo importante es que sus directores creían en lo que estaban haciendo y sus jefazos, el tió Jose y el tío Adolfo, sabían que podían confiar en ellos.

Un saludo

Von Kleist dijo...

Buenas Reisman

No conocia esta película, pero por los videos he visto que está razonablemente bien hecha dada la época. Concuerdo con las opiniones que la escena de Moscardó hablando con su hijo queda demasiado fria (se podría haber conmovido más con una situación emotiva como esa) pero por lo poco que he visto me parece que queda demasiado lejos de ser "El acorazado Pottemkin" de la GCE. No estaria mal que se hiciera una película actual sobre este tema, aunque claro, con el calado intelectual de la mayoria del gremio cinematográfico patrio, el engendro podria ser de cuidado.

Solo hay una produccion reciente sobre la GCE (aparte de "La Vaquilla", por supuesto) que me parece potable, y se trata de la adaptación de novela de Javier Cercas "Soldados de Salamina". Pero la gran película sobre la GCE está aun por llegar.

Saludos

Major Reisman dijo...

Buenas

Gracias por el comentario Kleist.

La película merece ser vista más como curiosidad que como otra cosa. De las películas realizadas durante y justo después de la GCE puede que sea la más entretenida, pero eso no quiere decir mucho. Coincido contigo en que todavía no se ha hecho "la película" sobre la guerra civil. Y mucho me temo que no se hará nunca si atendemos a las producciones sobre otros períodos de nuestra historia (ej: "Alatriste").

Un saludo

BUDOKAN dijo...

Hola, no conocía este film que citas y me ha gustado por las polémicas que ha generado en los comentarios. Parece que es una obra fallida. Saludos!

anonimo dijo...

Oye, Zeitzler, que me has dado una buena idea: como filmar la muerte de Bush a manos de Bin Laden...pero eso ya lo haré en otra página, porque esta es de cine.

De todos modos, si te interesa el cine de propaganda, te recomiendo la página RAZON Y PALABRA que tiene un buen artículo del tema.

Sobre lo de Rebelde Sin Causa y Hair, creo que eran pelìculas hechas para llenarse los bolsillos con un fénomeno ya existente, pero que no crearon.

Y sí, los hippies sólo pueden existir en una sociedar pujante. Por cierto, hay una historia interesante: los productores temìan que Dean les diera menos ganancias al crecer (un poco como Radcliffe hoy día) así que decidieron convinarlo con Alec Guinness, que aunque también envejecería, comoquiera que siempre serìa mayor que Dean, lo haría parecer más joven. (pensaron primero en Edward G. Robinson, pero lo desecharon porque era más bajito que Dean, y querían alguien que diera impresión de superioridad en el rol de padre duro, profesor tiránico, policía abusón, o lo que fuera, que representara el estableshiment, cosa que el acento de el real colegio de actores de Guinness haría a maravillas contra el de pobre chico del Bronx de Dean)pero la muerte de Dean impidió el dúo. Para desgracia de Alec, que tuvo que esperar años para triunfar (no por casualidad) con el jovencito Hamill.

El ganador fué Brando...cuando se filmó El Padrino, los productores querían alguien como Dean. (Se supone que Don Corleone es el rebelde sin causa, que ya ha echado tripa, sin que el smoking quite lo subversivo. Con SUS hijos rebeldes, como el bravucón Sony, y el conservador Maichelle, que precisamente por eso era más rebelde a su vez)y como el que le competía a Dean 15 años antes era Brando...Bingo. Lo que nos deja con una duda interesante:

¿Quién creen ustedes que hubiera sido mejor Corleone, Brando o Dean?

Major Reisman dijo...

Buenas

Gracias a ambos por los comentarios.

Budokan, no te pierdes nada si no lo ves.

Anónimo, en mi opinión Alec Guiness ya había triunfado sobradamente antes de "La guerra de las galaxias". Otra cosa es que mucha gente tan sólo le recuerde como Obi Wan. Y a la pregunta sobre "el mejor Corleone". Sin duda Brando. Dean lo único que tiene es que murió joven y se hizo leyenda, pero creo que no llegó a demostrar que era un gran actor.

Saludos

Kurtz dijo...

Hola Reisman, la vi hace no mucho tiempo y me pareció interesante, justamente cuando leí bien la historia de lo que ocurrió en el Alcazar me pareció que sería ideal para una película (más ideal para una propagandística también jejeje), y cuando me enteré que esta era la más conocida no tardé en verla.
No tengo mucho que agregar, muy bueno el comentario.
Un saludo.

Major Reisman dijo...

Buenas

Muchas gracias por el comentario Kurtz.

Un saludo

alfredo garcia dijo...

Por cierto, sabrías decirme si conoces algo de cierta anécdota relacionada con la batalla de Belchite en la que se cuenta que hasta la época actual en cierto bar de la zona alguien conservaba como trofeo la calavera de un ¨rojo¨ (el típico dueño facha de bar veterano de la legión o algo así)?. Me pareció leerlo en algún foro tristemente desaparecido (detectomanía?) por lo que creo que es algo verosimil ya que cosas más raras podrían verse.

Major Reisman dijo...

Buenas

Gracias por el comentario Alfredo.

Pues no conocía esa "macabra anécdota", aunque tiene un cierto parecido a una escena de la estupenda película "La Caza".

Un saludo